Personajes insufribles

Reconozco que soy una mujer bastante crédula. Con el paso de los años me he vuelto más escéptica, pero mi fondo inocentón continúa ahí y se manifiesta de vez en cuando. No quiero renunciar a él, en realidad me gusta esa parte de mí que me hace disfrutar con cosas que para muchos son nimiedades, boberías o asuntos de escaso interés. Y no sé si poner un ejemplo, porque el abanico de tonterías disfrutables es tan amplio que citar sólo una o dos podría confundir más que aclarar la idea.
Ese fondo ingenuo o simplón me deja a veces indefensa frente a un tipo humano relativamente abundante y definitivamente insufrible que se caracteriza por saberlo todo de todo. Cuando mi reserva de inocencia escapa por las rendijas, se pone en primera línea y da la casualidad de que en ese preciso momento me topo con uno de estos especímenes, se me suele quedar cara de boba. Porque no importa de lo que hables, da igual que la conversación trate de expediciones a la luna o de cuál es el mejor desayuno, el o ella -en esto los sexos están muy bien equiparados- siempre sabrá más que tu.
Mira que voy advertida, que me lo digo y me lo redigo: ‘es imposible que lo sepa, nadie sabe todo de todo’, y que la frase atribuida a Sócrates «sólo sé que no sé nada» forma parte de mi devocionario particular, pero no hay manera. Caigo una y otra vez en la trampa. Es hablar con uno de estos y salir maravillada. Después me doy cuenta del error y me averguenzo por ser tan burra. Cada vez me sucede menos, pero me pasa, porque, por mucho que yo trabaje mi escepticismo, siempre hay alguien capaz de convencerme de que sabe más, aunque sea mentira.

3 Comentarios

  1. totoyo
    | Responder

    «Sólo sé que no sé nada» (Sócrates)
    «Sólo sé que no he cenado» (Les Luthiers)

  2. Esther
    | Responder

    No saben más, Ángeles, sólo tienen un complejo de inferioridad tan grande, que si no quedan por encima de todo el mundo en las conversaciones, se hunden en la miseria.
    A mí me caen cada vez más gordos y, por no pillarme una úlcera, me callo y los dejo rebuznar. Total, siempre hay cosas más interesantes que hacer en esta vida que discutirle a un muro 😉

  3. antonieta pateta
    | Responder

    muy muy bueno, requetebueno!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

He leído y acepto la política de privacidad

Información básica acerca de la protección de datos

  • Responsable: Ángeles Arencibia
  • Finalidad: Mantenimiento de la relación contractual establecida entre las partes, la gestión y/o asistencia de su solicitud o consulta
  • Legitimación: Diligencia precontractual
  • Destinatarios: Organismos oficiales cuando exista una obligación legal. No hay transferencias internacionales. Existen cesionarios que pueden acceder a sus datos personales para poder prestarles los servicios contratados
  • Derechos: Acceso, rectificación, cancelación, oposición, y cualquier otro especificado en la política de privacidad
  • Más información: Puedes ampliar información acerca de la protección de datos en el siguiente enlace:política de privacidad